Mató a su novia, la ahogó mientras le hacía sexo oral. No creerás cuánto le mide el pene


En Florida, Estados Unidos. Un hombre acusado de asesinar a su esposa tiene la intención de que su miembro sea observado por el juez como parte de la evidencia en su juicio.



Richard Henry Patterson, de 65 años, quien admitió haber asfixiado a su esposa, Francisca Marquinez, de 60 años, en octubre 28 del 2015, asegura que todo fue producto de un accidente, mientras ella lo estimulaba oralmente.

Los abogados del inculpado están solicitando al juez que permita hacer un estudio al miembro de Patterson, para probar que es inocente del delito que se le acusa.


Los abogados sostienen que el miembro de su cliente es prominente y que este factor debe actuar en su beneficio, ya que la muerte de la señora Francisca se dio debido a un lamentable accidente.

“Se trata de una parte del cuerpo de nuestro cliente, es materia de estudio y es relevante, es esencial que el juez permita la utilización de esta evidencia para entender qué fue lo que realmente pasó ese día”, dijo el abogado.


Actualmente el hombre se encuentra en prisión acusado por homicidio en segundo grado, pero sus defensores quieren hacer uso de esta prueba con fin de demostrar su inocencia.


“Su miembro es demasiado grande, mide cerca de 30 centímetros, por lo que no pudo matar a su mujer de manera intencional”, destacó el abogado.


Además, un doctor especialista en el tema estaría cerca del acusado para utilizar su testimonio.


La defensa propone que no es necesario que el juez vea de manera personal el miembro de Patterson, también se pueden utilizar fotografías o moldes como evidencia.

Ahora solo queda esperar la respuesta del juez encargado de conocer el caso.


Recomendados
Recomendados