Lo que este hombre encontró en su patio hizo que 500 soldados llegaran a su casa…


¿Qué es lo más impresionante que has encontrado en casa? Dicen que nunca terminas de conocer a las personas, pero la realidad es que todo a nuestro alrededor es un misterio y nunca podemos conocer a detalle que hay en el lugar en el que vivimos, cuando John Sims se dio cuenta que en su jardín había una parte más hundida se interesó por descubrir qué es lo que estaba pasando, entonces comenzó a cavar, cada puño de tierra que aventaba lo motivaba y fue así como pasó horas excavando, hasta que…

Después de un rato y ya con el atardecer se dio cuenta que había una compuerta, estaba muy sorprendido ¿Quién espera ver en su jardín algo así? el corazón se le aceleró y aunque tenía un poco de miedo la curiosidad le ganó y decidió abrirla, se trataba de un refugio bajo tierra repleto de un arsenal de misiles nucleares. Al parecer el dueño anterior de la propiedad había descubierto este pequeño detalle, pero prefirió no indagar en el tema, así que lo volvió a enterrar. 



Pero John decidió buscar ayuda con un par de expertos, los cuales le explicaron que se trataba de un lugar construido en la década de 1961, no lo había hecho cualquier persona, una empresa  llamada Whitaker Pools. Es decir, la construyeron para proteger armas de destrucción masiva. En ese tiempo el gobierno de Estados Unidos aseguró cientos de misiles nucleares en los patios de casas regulares, vivían con el miedo de ser invadidos, así que era muy común que tuvieran refugios y depósitos de seguridad en casas, claro son pocos los que aún siguen, pues es necesario construirlos con un material resistente. 




Sims no se quedó con sólo esa información, el hombre se puso en contacto con el gobierno y comenzó a buscar en los registros que tenía el municipio, los cuales le dijeron exactamente lo que se encontraba en su patio. Mientras las autoridades llegaban, John bajó sólo un poco, pues la oscuridad no le dejaba apreciar mucho, sin embargo le explicaron que a donde llegó sólo se trataba de la entrada en forma circular. El refugio era mucho más grande de lo que imaginaba, a la mañana siguiente con la luz del día, más de 500 soldados llegaron a su hogar y con apoyo de docenas de linternas pudieron observar que prácticamente abarcaba todo el terreno. 



El lugar está hecho de hormigón, es decir un material un poco más resistente que el concreto, capaz de soportar altas temperaturas y fuertes vibraciones, también tiene fibra de vidrio, fue diseñado para albergar tanto personas y alimentos, como armas de gran alcance y potencia. 

A final el gobierno se adjudico todo el arsenal y le permitió a Sims conservar el refugio sin ningún problema. 



Uno nunca sabe lo que tiene planeado el futuro, en la zona de Tucson hay explosiones constantes, por lo que el pánico de las personas se ha quedado desde la década de los 60, inclusive en los 80 más de 18 misiles rodearon la ciudad, por ello John ahora se siente aliviado de tener un refugio para salvarse de un ataque de esa categoría, muchos quisieran tener un lugar así ¿Por qué no aprovecharlo?



Recomendados
Recomendados